“El rugby es lo invisible a los ojos”

“El rugby es lo invisible a los ojos”

El ex DT de Los Pumas, Rodolfo O’ Reilly, es el actual entrenador de Virreyes, un club que surgió en San Fernando, en el norte del conurbano, a fines de 2002 con el objetivo de contener y formar a chicos y jóvenes carenciados. “El rugby es una herramienta formidable para la educación, la sociabilización y la diversión, por eso nos largamos a esta aventura integradora”.

Fuente: La Voz del Pueblo.

Michingo

Rodolfo O’ Reilly tiene una visión muy particular del rugby, tal vez la misma que poseen todos los amantes de este deporte. Pero su percepción sobre la actividad no queda sólo en palabras, sino que la transfiere a hechos concretos. Convencido de que la ovalada es una poderosa herramienta integradora emprendió a fines de 2002 un proyecto para contener y formar a chicos y jóvenes carenciados de San Fernando, municipio ubicado en la zona norte del conurbano bonaerense. El plan se fue fortaleciendo con el paso de los años y el apoyo de muchos para transformarse en Virreyes Rugby Club.

O’ Reilly es el entrenador del equipo de Primera de Virreyes y estuvo en Claromecó, en el marco del último Seven de Rugby playero desarrollado en la localidad. Y en diálogo con este diario dejó en claro su concepción sobre este deporte y describió el trabajo social que viene desarrollando el club.

La entidad participó del certamen con cinco equipos, uno de los cuales llegó a la final de la Copa de Bronce de la competencia. Pero la vida de Virreyes Rugby Club va mucho más allá del trabajo realizado a través de la ovalada. La institución surgió “con la idea de llevar el rugby adonde no estaba”, explicó O’ Reilly.

El por entonces proyecto tuvo sus cimientos en utilizar los valores del deporte para “formar mejores personas” en una zona de la provincia de Buenos Aires donde abunda la existencia de familias humildes y con necesidades insatisfechas.

Teniendo en cuenta que el rugby es una herramienta formidable para la educación, la sociabilización y la diversión, algunos locos de ese momento nos largamos a esta aventura integradora”, sostuvo O’Reilly, en relación al surgimiento de la entidad.

“De movida -recordó-, la institución tuvo una concurrencia de 50 chicos que fueron convocados de escuelas públicas y parroquiales de San Fernando. Terminamos el primer año con 150 chicos provenientes de hogares con escasos recursos. Y con el correr del tiempo se fueron recibiendo de bachiller y muchos ingresaron a la universidad. Otros, gracias a gente del rugby que los conocieron, consiguieron mejores trabajos”, comentó.

En sus comienzos, el club no estaba afiliado a ninguna liga y sólo disputaba partidos no oficiales. Luego de cinco años, la necesidad de competir a otro nivel era el gran paso a dar. “Había tres opciones: que los chicos que teníamos se vayan a jugar a otros clubes; que se queden sin jugar o que, decididamente, formemos un club. Y eso fue lo que hicimos”.

Con el proyecto dando sus primeros grandes pasos, Virreyes recibió del municipio de San Fernando la cesión en comodato de unas tierras. “Con la ayuda de mucha gente que nos dio una gran mano, allí pudimos armar lo que hoy es una gran realidad: un club con cuatro canchas que son espectaculares”, sostuvo O’ Reilly.

La inscripción a la Unión de Rugby de Buenos Aires (URBA) fue otro paso importante dado por la entidad. “Después de un largo camino de 11 años, el equipo ascendió del Grupo IV al Grupo III y el año pasado logró conservar la categoría”, sostuvo.

Apoyo

Pero la comunidad de Virreyes Rugby Club no sólo centra sus actividades en el deporte. “Hay un apoyo escolar diario para unos 180 chicos. Además, hay muchos que están en la universidad y otros que tienen muchos mejores trabajos, lo cual no hubiera pasado si no jugaban al rugby”, remarcó.

En la actualidad, y desde la categoría más inferior y hasta la superior, son 600 los chicos que juegan al rugby en la entidad. “Es un lugar donde centralmente los chicos, y nosotros, reciben afecto y cariño para suplir las carencias que puedan haber”, resaltó O’ Reilly, quien también integra la comisión directiva de la entidad que preside Marcos Julianes.

Valores

Entre sus apreciaciones, hizo referencia a los valores ocultos que -a su entender- tiene el deporte de la ovalada. “No digo que otros deportes no puedan serlo, pero creo que el rugby es una actividad para la sociabilización, educación, respeto y cumplimiento de las normas”, apuntó. Agregó que “dentro de la cancha hay una persona que es la encargada de distribuir justicia. Se trata del árbitro, quien es un tipo que merece un absoluto respeto, al igual que el adversario”, agregó.

Si nosotros -continuó- interpretamos que el rugby es una herramienta para ser mejores personas, el que te permite jugarlo es el adversario. Sin él no se podría jugar. Entonces se merece el respeto por ser quien posibilita ser una mejor persona”, analizó.

O’ Reilly fue secretario de Deportes bajo el gobierno de Raúl Alfonsín, y recordó que cuando estaba a cargo de dicha área “decía que sería bueno poner un arco en La Quiaca y otro en Tierra del Fuego”.

Al planteo lo desarrolló del siguiente modo: “El rugby tiene una disciplina histórica en la que todo el mundo fue a poner y nunca nadie fue a llevarse nada, hasta estos últimos tiempos cuando apareció el dinero para jugar en la gran elite, como si eso fuera necesario para la vida. Eso sólo fue necesario para la vida de algunos”.

Sobre este contexto, sostuvo que en el deporte mencionado “se ha ido torciendo el rumbo para donde iba el barco. Hoy se está llegando a un lugar que hace 30 años nadie hubiera pensado. El rugby es lo invisible a los ojos y ojalá nunca se pierda eso”.

Agregó que esta práctica “no es sólo correr, saltar, tacklear y pasar. También es lo del tercer tiempo y hacer amigos en tu club y en otros clubes. La cuestión del respeto y la virtud de respetar las normas, a los árbitros y adversarios crearía una sociedad diferente. Y eso es lo que intentamos aportar desde Virreyes”.

Técnico de Los Pumas

Rodolfo O’ Reilly fue director técnico de Los Pumas durante siete años. Al frente del seleccionado argentino de rugby estuvo en dos períodos: 1981 a 1983 y 1987 a 1990. También fue ministro de Gobierno de Buenos Aires y cuando ocupada ese cargo público dirigió a Los Pumas.

Al día siguiente de la toma de las Malvinas, el 3 de abril de 1982, le ganamos a Sudáfrica en Sudáfrica. Fue con la camiseta de Sudamérica XV”, recordó. Y también mencionó que “al año siguiente le ganamos a Australia, en Australia. Fue el primer partido que Argentina ganó en el gran nivel con la camiseta de Argentina”, contó orgulloso O’ Reilly, quien dijo que “tuve resultados que nadie tuvo”.

Entre sus apreciaciones, efectuó un análisis centrado en el presente de Los Pumas. Sorpresivamente, dijo que “los resultados no me importan mucho. Ahora, todo está timbeado a ganar. Los jugadores hoy en día cobran mucha plata y en el gran nivel no hay tercer tiempo, algo que desconozco”.

 

Si te gustó esta nota, ayúdanos tackleando el anuncio que esta abajo, desde ya muchas gracias por colaborar!!!
Subscribe to Comments RSS Feed in this post

2 Responses

  1. Conocí a O’Reilly trabajando junto con el , en el VRC como entrenadror de las divisiones inferiores en forma voluntaria, como toda la gente que colaboramos en el VRC, fue un experiencia impresionante, le hablaba a los chicos como si fuesen los Pumas que estaban por entrar a la cancha, la pasion por este deporte que amamos la transmitia con toda vehemencia, fue un placer trabajar en el VRC , no quiero mencionar a nadie porque seguro me estaria olvidando de alguno , pero Gracias Totales por haberme dejado formar parte de esa familia maravillosa! :) Gaby

  2. Que bueno el titulo de esta nota!!! en la misma se aprecia lo “esencial” del rugby….a veces uno se calienta mal por los resultados del equipo que sigue y no se da cuenta de todo lo que hay que alistar para sacar un equipo a la cancha con infantiles, juveniles, logistica, organizacion, club, sacrificio, …y tantas otros temas….
    Gracias DAR. Desde el bajo de Vicente Lopez, saluda Pedro.

Comentar Nota

Tu email no será publicado. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*